Mi canción de la tarde en mi taller.




Creo que estoy muy meditativa. He necesitado mucho escuchar canciones melodiosas y tranquilas. Bajar un poco el voltaje. Me carga que en Chile hayan transformado a esta canción en una canción de iglesia, porque tiñe su música y belleza con otra connotación, pero a mi me gusta su versión original, me calma, especialmente ahora en verano que siento que en vez de descansar están todos un poquito estresados incluso con las vacaciones.

Mi mesa

Poco a poco van apareciendo.